Cuatro aspectos fundamentales para el proceso Constituyente

El director del Instituto de Políticas Públicas de la UCN, Cristian Rodríguez, comentó los aspectos más importantes de este proceso, siendo el primero de estos una mirada en perspectiva del estallido social.

137

Diversas críticas ha levantado el primer tema que se discutió en la asamblea constituyente: “presos de la revuelta”; aquellos que fueron detenidos por enfrentamientos ocurridos en el 18 de octubre de 2019. Esto, porque sería un aspecto que se escapa de sus tareas para llegar a acuerdos respecto a la nueva Constitución para Chile. Se acusaría que la Convención ha caído en una pérdida de foco, por cómo ha iniciado un proceso que es histórico para el país.

La Convención Constituyente (CC) tendrá 12 meses en total para poder entregar una propuesta de la nueva Constitución: nueve, que son el tiempo estimado para llegar a acuerdos, con derecho, de ser necesario, a alargar este tiempo por tres meses más.

Cristián Rodríguez, director del Instituto de Políticas Públicas de la UCN, ha planteado cuatro aspectos que para él son esenciales para que el proceso se lleve a cabo de forma exitosa. El primero de estos, es mirar en perspectiva el estallido social ocurrido en 2019, que habría representado el resumen de todos los desencuentros acumulados por la sociedad chilena.

El segundo aspecto, es “elaborar y acordar un reglamento que defina los procedimientos y estructura de la Convención.” Hecho esto, para Rodríguez el tercer paso es un dilema difícil: “acordar los principios de fondo que deberá incorporar la Constitución.” Pero aquí no acaba el recorrido, queda otro punto que para el director del IPP es fundamental; determinar los derechos y deberes que posibilitarán que estos principios acordados se traduzcan en políticas públicas.

Para leer más en profundidad la Columna de Opinión escrita por Cristian Rodríguez, puedes hacerlo en el siguiente link https://twitter.com/ippnorte/status/1414278521174827009

Artículo anteriorEncuesta Barómetro 2021
Artículo siguienteJavier Cifuentes: “Las familias más vulnerables sienten lo que nosotros identificamos como las tres A: abandono, abuso y angustia”